¿Cuánto tiempo dedica tu equipo a tareas rutinarias que no aportan valor real a su trabajo, pero que son necesarias para una gestión eficaz del centro deportivo? El miedo a la automatización y a las herramientas con Inteligencia Artificial de algunas personas de tu organización, no te permiten trabajar de una manera más eficiente y cercana con tus socios. En un momento en el que el rendimiento económico es imprescindible para la subsistencia de muchas empresas, existe el pensamiento limitante de que la automatización de procesos implica menos puestos de trabajo. Sin embargo, lo que permite es dirigir las funciones de nuestros equipos hacia las tareas que aportan valor real a nuestra instalación y por ello aumentan la capacidad de ingresos y la viabilidad del negocio. 

La automatización de los procesos permite focalizarse en lo importante: las relaciones humanas con los socios y los empleados, lo que permite aportar valor real a nuestro trabajo. ¿Has calculado cuanto tiempo inviertes en recopilar datos y analizarlos? Te invito a que hagas una estimación rápida, para que veas el tiempo que deberías estar dedicando a tu equipo en lugar de al “Excel”. 

La automatización de la instalación se convierte en un potente turbo, que permite que las tareas cotidianas (pero fundamentales) se realicen sin que el equipo tenga que perder su valioso tiempo en ejecutarlas.  Al quitar algunas tareas básicas que consumen mucho tiempo a tu equipo les permitimos tener mayor disponibilidad para poder personalizar el trato con los socios, haciendo que su experiencia en la instalación tenga la calidad que sólo el trato humano puede conseguir y convirtiendo algo normal en algo extraordinario. La automatización les permite desempeñar un papel mucho más valioso para los socios y para el negocio. 

Tan importante como tener datos es que estos sean fiables y estables en el tiempo. 

¿En cuántas reuniones has dudado de la información que se presentaba por no utilizar los mismos criterios de búsqueda en los informes?

Poder conseguir los datos de manera regular y automática es clave para crear un plan de acción exitoso y controlar su evolución a lo largo del tiempo. Cuando automatizamos la recogida de datos, conseguimos que la fiabilidad sea máxima porque no interviene ningún factor humano que pueda desvirtuarlos. Los datos deben fluir del programa de gestión hasta tu dashboard de manera automática. 

¿Te imaginas que alguien de tu compañía tuviera que sacar un informe cada mañana para pegarlo en un Excel y enviarlo por correo a los managers para que puedan tener los datos de su club actualizados? ¿O que cada director de tu cadena tuviera que sacar ciertos informes semanalmente para ver cómo van los ingresos y gastos del club antes de hacer una reunión con sus managers? 

No debemos invertir tiempo en buscar datos y analizarlos para ver qué problema tiene nuestro negocio, los datos deben llegar a nosotros analizados y con proyecciones que nos permiten tomar decisiones con tiempo suficiente para conseguir los mejores resultados posibles. Imagina recibir cada mañana un breve resumen de los indicadores más destacados de tu instalación o cadena junto con propuestas de mejora de aquellos que lo necesiten. Estoy seguro que sería de gran ayuda para enfocar los esfuerzos de tu organización de una manera rápida y sencilla hacia lo más importante de tu negocio. Esto que imaginas es lo que FitnessKPI hace realidad, mejorando desde el primer minuto la capacidad de decisión de tu equipo.

Make it simple, hazlo sencillo … Esta frase me ha acompañado en los últimos 15 años como gestor y en ocasiones no he sabido cómo conseguirlo. Pero tengo claro que los informes para la toma de decisión deben ser claros y simples, para tener de un solo vistazo los datos realmente importantes de tu negocio y no perderte en el exceso de información. Aunque también deben permitir llegar al máximo detalle en aquellos aspectos que lo requieran. De esta manera cuando tenemos un área que no está al rendimiento esperado podemos revisar las causas concretas que lo provocan y actuar sobre ellas para corregir esa situación.

Algunos managers al crear sus propios cuadros de mandos incluyen demasiados indicadores que hacen que la actualización e interpretación de los datos no sea lo ágil que debería, desperdiciando sin saberlo su valioso tiempo. 

Piensa en la cantidad de horas que tus managers han invertido y las que van a invertir antes de que tomes la decisión de incorporar la mejor herramienta de análisis a tu centro deportivo. 

Tu equipo te quiere ayudar a cuidar a tus socios, sólo tienes que darles la herramienta necesaria para que tengan tiempo para hacerlo. 

Te propongo un reto muy sencillo que te aportará grandes beneficios: Dedica los 30 minutos diarios que empleas en sacar y analizar toda esta información, para entrenar dentro de tu instalación. Disfrutando de la misma experiencia que tienen tus socios y acompañando a tu equipo en el terreno de juego. El impacto en tu negocio será cien veces mayor al coste de tener una herramienta que analice con Inteligencia Artificial los datos por ti…   además estarás más sano y darás ejemplo a tus socios y equipo.

¿No te atreves?  Deja que te ayude …  

Jorge Ortega 

Country Manager FitnessKPI

Etiquetas:
0 veces compartido

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.