La patronal, representativa del sector de los servicios deportivos y de salvamento y socorrismo a las administraciones públicas, ha analizado 70 expedientes de contratación relativos a prestaciones de servicios y concesiones en lo que va de año, cifra que iguala la conseguida en todo 2020 y prevé alcanzar los 120 en 2021.

AEESDAP puso en marcha en marzo del año pasado un servicio de consulta y denuncia de irregularidades en licitaciones a través del cual sus asociados ponen en conocimiento de la asociación y de sus servicios jurídicos, todos aquellos expedientes en los que se detectan irregularidades y aspectos que puedan ser contrarios a norma. 

Es uno de los aspectos más demandados por nuestros asociados y quizás uno de los más importantes. Las empresas muchas veces no tienen claro si determinados criterios, cláusulas y exigencias incluidos en los pliegos son legales, lo cual provoca en muchos casos reticencias a la hora de concurrir. La labor de la Asociación es, entre otras, velar porque las licitaciones se ajusten a Ley”, expone Yago Monteoliva, gerente de AEESDAP. 

Desde la Asociación no dudan en poner en valor las buenas relaciones que mantienen con las administraciones de manera regular y como las comunicaciones se desarrollan casi siempre en un tono colaborativo y de apoyo mutuo. “Ambas partes estamos interesadas en que los procesos de licitación se realicen con garantías y conforme a ley permitiendo a las administraciones poder prestar a la ciudadanía servicios públicos de mayor calidad, y permitiendo a las empresas desarrollar su actividad de una manera segura y rentable. En la mayoría de los casos las administraciones agradecen nuestras apreciaciones, incluso a pesar de que muchas veces tienen que desistir de las licitaciones y modificar pliegos. Resulta muy satisfactorio como patronal poder tener esta relación con las administraciones”. 

Incremento en el número de expedientes revisados 

La Asociación ha igualado en los primeros 6 meses el número de consultas resueltas en todo el año pasado y prevé finalizar el año superando los 120 expedientes. 

Evidentemente, cuantas más empresas formen parte de AEESDAP mayor será el alcance de esta labor de control sobre el ajuste de las licitaciones a norma. No obstante, es cierto que a medida que las empresas nos hacen consultas aprenden más. Sus propias áreas de proyectos/licitaciones se nutren de las revisiones que realizamos y su capacidad de detección aumenta. No solo tenemos más empresas “vigilando”, sino que su capacidad de detección es mayor”, argumenta Y. Monteoliva. 

Principales irregularidades detectadas 

Desde AEESDAP apuntan que la mayoría de aspectos que son detectados siguen estando relacionados con criterios de adjudicación mal definidos o contrarios a norma, y con errores en los presupuestos en cuanto a desglose o cálculo de los costes laborales. “La relevancia de ambas cuestiones hace que la labor desarrollada por la Asociación cobre aún más valor”, explica Y. Monteoliva. “Por un lado estamos hablando de los criterios de adjudicación, es decir, los criterios que van a ser usados a la hora de definir la oferta ganadora, con las repercusiones que eso tiene en cuanto a la concurrencia, competencia e igualdad de trato entre licitadores. Por el otro estamos hablando de costes laborales. Somos un sector intensivo en mano de obra donde los costes laborales suponen más del 75% de la cuenta de resultados. Los presupuestos deben garantizar que los costes laborales de los servicios demandados estén cubiertos durante toda la vida del contrato conforme a las normas laborales que sean de aplicación, así como los demás gastos necesarios para el desarrollo de la actividad y cierto margen de beneficio. Somos empresas.” 

Problemas crónicos en la contratación de los servicios deportivos 

Si bien el sector de los servicios deportivos y de salvamento y socorrismo a las administraciones es un sector que no corre peligro y que se recupera a medida que la situación de la pandemia parece que se estabiliza, desde la Asociación muestran su preocupación por determinados aspectos relacionados con la LCSP, las administraciones y las propias empresas, que suponen una mala deriva del sector en algunos aspectos. 

Según Y. Monteoliva, han detectado cierta tendencia en las administraciones al dejar a un lado todo aquello que tenga que ver con criterios de valoración subjetivos, es decir, proyectos técnicos. En su opinión, algunas administraciones han cogido cierto recelo a incluir criterios subjetivos en las licitaciones debido a los recursos e impugnaciones recibidas por parte de empresas. “La inclusión de proyectos en las licitaciones deben suponer el canal a través del cual las empresas puedan demostrar su expertise y su capacidad de gestión o de resolución de las cuestiones y prioridades que preocupen a las administraciones. “Unos criterios mal enfocados o con defectos en su definición dan lugar a informes técnicos de valoración impugnables y a recursos. Para resolverlo, muchas administraciones prefieren evitar dichos criterios en lugar de atajar el verdadero problema, ya sea incentivando la formación entre su personal técnico o bien subcontratando la redacción de determinados aspectos de los pliegos a empresas consultoras especialistas en la materia”. 

Otro de los problemas apuntados desde la Asociación concierne a las malas prácticas por parte de algunas empresas. Están detectando cómo algunas empresas están realizando ofertas por debajo de costes con el objeto de ganar concursos, incumpliendo en ocasiones la normativa laboral o las obligaciones del propio contrato aprovechando la falta de capacidad de muchas administraciones para poder realizar un correcto seguimiento de los contratos, incluida la imposición de penalidades y la rescisión de los mismos. “Con la normativa actual es legal que una empresa entre en un contrato con una oferta que no cubra costes. Como patronal no podemos permitir que esa empresa luego incumpla las condiciones laborales de los trabajadores o no cumpla con lo obligado según contrato para evitar pérdidas. Es fundamental trabajar con las administraciones para detectar estos casos y expulsar a esas empresas del mercado”, comenta Y. Monteoliva 

Desde la Asociación y siempre desde un punto de vista colaborativo, tratan de apoyar a las administraciones para intentar avanzar en todos los aspectos comentados, tanto desde su posición como desde el Observatorio Estatal de los Servicios Deportivos a las Administraciones Públicas, en cooperación con FSC-CCOO y FeSMC- UGT. 

Etiquetas:
0 veces compartido

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.