La adopción de medidas de seguridad como consecuencia de la crisis sanitaria por COVID-19 está suponiendo un gran esfuerzo para los centros deportivos, gimnasios y piscinas climatizadas, tanto de gestión pública como privada o gestión mixta.

Un esfuerzo en el plano económico, pero también en el plano organizativo y laboral, y de adaptación por parte de los usuarios de los servicios deportivos que se prestan en estos establecimientos de actividad físico-deportiva. 

Todo incremento de medidas de seguridad supone evidentemente un aumento de recursos para llevarlos a cabo, pero no es lo mismo hacerlo desde la habitualidad de los procedimientos ya implantados y asimilados por los usuarios, que hacerlo cuando se carece en muchos casos de dichos procedimientos incluidos los medios materiales y económicos y la imprescindible colaboración de las personas a las que, para su beneficio, van dirigidos.

Cuando no existe esa cultura de seguridad, o existiendo no está generalizada, o no se encuentra implantada al nivel suficiente, el esfuerzo para adecuarse a las exigencias muy elevadas se convierte en un sobreesfuerzo, para prestatarios y para usuarios.

La actual crisis sanitaria ha supuesto la implantación de nuevos y/o mayores requisitos en materia de seguridad, entre los que podmos citar los siguientes:

HIGIENE DE ESPACIOS Y RECINTOS:

  1. Medidas de limpieza, desinfección y ventilación.
  2. Protocolos de higiene personal de los usuarios y de los trabajadores.
  3. Provisión de productos y medios de higiene y desinfección, incluyendo, dispensadores de geles hidroalcohólicos, productos desinfectantes, 
  4. Pautas de desinfección del material utilizado por parte de los usuarios.

GESTIÓN DE ESPACIOS, MOVILIDAD INTERIOR Y CONCURRENCIA.

  1. Establecimiento de una distancia interpersonal determinada y a consecuencia de dicha distancia:
  • Remodelación de la distribución espacial de recintos cerrados, 
  • Asignación de determinadas superficies por personas, 
  • Adecuación de los aforos, 
  • Direccionalidad de la movilidad interior, 
  • Asignación diferenciada de accesos de entrada y de salida, 
  • Ordenación de los accesos para evitar aglomeraciones a la entrada y a la salida. 
  • Limitación del número de personas por grupo.

APLICACIÓN AL ÁMBITO LABORAL

  1. Adecuación de los Planes de Prevención de riesgos laborales para incluir el riesgo de contagio por Covid-19 como riesgo laboral.
  2. Asignación de tareas y rutinas de trabajo en materia de limpieza, desinfección y ventilación por parte de los trabajadores designados para ello.
  3. Epis para el personal, etc. 

RESTRICCIONES:

  1. Restricciones en el uso de vestuarios, duchas y aseos.
  2. Restricción de horarios.
  3. Restricción de actividades.
  4. Restricción de lugares.

Algunas de las medidas son nuevas como los casos más extremos de cierre temporal y de suspensión de las actividades, ante lo cual cabe disponer de planes de contingencia o de continuidad alternativa, lo que no viene siendo de implantación muy generalizada.

Pero la mayor parte de los requisitos, deberían de haber formado parte práctica habitual en materia de medidas de seguridad y en consecuencia de su gestión por parte de los titulares dentro de lo que conocemos como Gestión de la seguridad, dentro de la Gestión general de gimnasios, centros deportivos y piscinas.

Pasando al detalle de algunos de los requisitos mencionados y que a nuestro juicio avalan la afirmación expuesta, tenemos el de la ventilación:

Ventilar, en todos los espacios cerrados es una práctica conocida y habitual. Si. ¿Pero cómo hacerlo adecuadamente?

Las personas que puedan leer este artículo pensaran inmediatamente: ¡pues como se viene haciendo toda la vida!, de forma natural, abriendo las ventanas y puertas o de forma forzada mediante sistemas de ventilación y de climatización.

Eso es cierto, pero salvo en los casos de sistemas de climatización muy avanzados, no se tiene en cuenta el volumen de aire que hay que renovar y la calidad del aire interior de los recintos cerrados.

Ahora “nos descubren” la existencia y, en consecuencia, de la presencia del dióxido de carbono en el interior de los espacios cerrados e incluso nos venden detectores-medidores de CO2, como una novedad respecto a dicho gas, cuando el mismo está presente de forma natural en la atmósfera y generado entre otras fuentes por nuestra propia respiración al expulsar al exterior el aire de nuestros pulmones por las vías respiratorias.

En muchas instalaciones deportivas cerradas en las que antes no los tenían, se han colocado los mencionados detectores de CO2 para información de los usuarios, pero… ¿estos están en disposición de poder valorar los datos que indica el dispositivo de detección y medición del citado gas?  

Lo primero es que la medición viene dada en unidades ppm, lo cual conviene hacer saber a quienes lo vean que significa partes por millón, lo que significa la cantidad de unidades de una determinada sustancia (en este caso CO2) por millón de unidades del conjunto.

Después que una concentración menor de 800 ppm se considera adecuada, aunque lo ideal es que ronde las 500 ppm.

A partir de los 800 ppm debe saltar la alerta de que la ventilación es deficiente, lo que en gran medida permitiría la permanencia del COVID-19 en el aire (aerosoles).  

Ante todo esto conviene recordar que la ventilación en España está regulada por la normativa vigente que es la que se expone a continuación: 

  • CTE Documento Básico HS Salubridad
  • Real Decreto 1027/2007, de 20 de julio, por el que se aprueba el Reglamento de Instalaciones Térmicas en los Edificios (RITE)
  • Recomendaciones de operación y mantenimiento de los sistemas de climatización y ventilación de edificios y locales para la prevención de la propagación del Sars-Cov-2 Ministerio de Sanidad y Ministerio para la transición ecológica y el reto demográfico
  • Guía para ventilación en aulas. Instituto de Diagnóstico Ambiental y Estudios del Agua, IDAEA-CSIC. Mesura. aire interior (Higiene y Salud)

Un referente de la calidad del aire para responsables y para usuarios de instalaciones deportivas, puede ser el que nos proporciona el Reglamento RITE sobre el aire interior en función del uso de los edificios que es el siguiente:

Instrucciones técnicasIT 1.1.4.2.2 Categorías del aire interior en función del uso de los edificios.
En función del uso del edificio o local, la categoría de calidad de aire interior (IDA) que se deberá alcanzar será como mínimo, la siguiente:
*IDA 1(aire de óptima calidad): hospitales, clínicas, laboratorios y guarderías.
*IDA 2(aire de buena calidad): oficinas, residencias (locales comunes de hoteles y similares, residencias de ancianos t de estudiantes), salas de lectura, museos, salas de tribunales, aulas de enseñanza y asimilables y piscinas.
*IDA 3(aire de calidad media): edificios comerciales, cines, teatros, salones de actos, habitaciones de hoteles y similares, restaurantes, cafeterías, bares, salas de fiestas, gimnasios, locales para el deporte (salvo piscinas) y salas de ordenadores
*IDA 4(aire de calidad baja) No se especifican locales.

*IDA (Indoor air) Aire interior. Aire tratado en el local o en la zona.

Por último, como alternativa o apoyo a la renovación de aire en los espacios deportivos cerrados, se vienen utilizando entre otros aparatos, los purificadores, respecto a los que conviene conocer los diferentes tipos existentes en el mercado:

Generalmente los purificadores poseen una versión estándar que contiene 4 filtros en su interior y básicamente se diferencian por su eficacia

  1. Simple ventilador de aire con un filtro. De ninguna manera es considerado como purificador de aire formal. Simplemente contiene un filtro como los que tienen los aires acondicionados.
  2. Contiene filtro HEPA. Modelo simple y es considerado deficiente ya que la vida útil del filtro ultrafino es muy corta.
  3. Contiene filtro HEPA y pre-filtro. Ya es considerado un purificador de aire de segunda categoría, pero por lo menos logra alcanzar el objetivo de limpiar el aire hasta un 82,3%
  4. Contiene filtro HEPA, filtro carbón activado y pre-filtro. Entra en la gama de los purificadores promedios alcanzando 95-99% y realiza su trabajo muy bien. Única diferencia de los otros es que su vida útil es un poco más corta y su eficacia disminuye con el tiempo.
  5. Contiene filtro HEPA, filtro carbón activo, pre-filtro y filtro electroestático. Aquí ya se encuentra la gama media-alta de los purificadores. Funcionan perfectamente y logran purificar el aire 99%. Un detalle del que debes estar pendiente es que a veces el filtro electroestático no es de gran calidad y no funcionan correctamente
  6. Contiene filtros HEPA, filtro carbón activo, pre-filtro, filtro electroestático e ionización negativa. Ya estos purificadores son de gama alta y son los más económicos en su división. Su sistema de ionización negativa permite la eliminación de bacterias y microorganismos que son susceptibles al contacto eléctrico con estos iones.
  7. Contiene filtros HEPA, filtro carbón activo, pre-filtro, filtro electroestático, ionización negativa y oxigenación activada. Esta es la más innovadora presentación de los purificadores de aire, incrementa su efectividad al 99,9% incluyendo una mayor duración de vida útil. El sistema de oxigenación activada es una tecnología sofisticada que permite re-oxigenar el aire cuando está saliendo nuevamente por los filtros mediante cambios físicos.

Los filtros HEPA (High Efficiency Particulate Air) cuentan comuna malla de  fibras de vidrio de entre 0,5 y 2,0 μm preparadas para retener contaminantes y partículas muy pequeñas 

CONCLUSIÓN

Se debieron tener más y mejores medidas de limpieza, desinfección y sobre todo de ventilación por la concentración de dióxido de carbono y ahora por los aerosoles con presencia de COVID.19. Pero en muchos casos no se tuvieron al menos suficientemente.

Ha habido que hacerlo. Con mayor esfuerzo del que ya suponía por sí mismo, pero ahora que se tiene, no se malgaste lo ya hecho. Hay que seguir mejorando algunos aspectos de las condiciones seguras de utilización en centros deportivos, gimnasios y piscinas, y ponerlo en valor como un factor de la calidad de los servicios deportivos que se prestan.

José Luis Gómez CalvoExperto en seguridad en instalaciones y actividades deportivas.

Etiquetas:
0 veces compartido

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.